viernes, 8 de enero de 2016

River Plate es Uruguay


Walter Gómez, Antonio Alzamendi, Nelson Gutiérrez, Rubens Navarro, Gustavo Matosas, Juan Ramón Carrasco, Ruben Fernando Da Silva, y otros más, terminaron siendo profetas en la vecina orilla y con una banda roja en sus camisetas. Históricamente, el conjunto millonario –el Club Atlético River Plate– supo acunar a futbolistas uruguayos y la mayoría alcanzó parte de la gloria.


Así como en el último período se destacaron Carlos Sánchez, Rodrigo Mora, Tabaré Viudez y Camilo Mayada, y en la década del ´90 el nombre de Enzo Francescoli fue el más coreado por el público en el Estadio Monumental. Para Rodolfo D´Onofrio, presidente del vigente campeón de América, no es una casualidad y así lo hizo saber en el siguiente mano a mano con Opinar.

-¿Cuáles fueron las claves para haber tenido un año con tantos logros a nivel deportivo? ¿Hay alguna receta?

Se debe pura y exclusivamente a la gente con la que tengo el orgullo de rodearme. Todos, desde la directiva, el cuerpo técnico, los jugadores, etc. aportaron lo suyo para mantener un proyecto muy profesional, con una modestia destacable, ya que es fundamental no agrandarse porque en este camino sucedieron muchísimas cosas.

-Algún que otro uruguayo fue protagonista directo en los últimos tiempos. ¿Es una cuestión de mística?

La historia así lo indica. Es la cuota que necesitaba cada plantel y a la larga nos terminamos dando muchísimas alegrías.

-¿Cómo evalúa la tarea realizada por Francescoli hasta el momento?

Es un monstruo. Si como jugador fue brillante, imaginate lo que está haciendo ahora como director deportivo. Es muy completo lo que realiza día a día, serio y desde que llegamos salimos campeones en Argentina con Ramón Díaz y luego con Marcelo Gallardo ganamos todo. Él apostó por el “Muñeco” y tenía razón. Desde un principio planteó que tenía el estilo adecuado para River.

-¿Fue un acierto la apuesta por el regreso de los ídolos históricos de la institución?

Era lo que tenía que suceder. Esas personas (Norberto Alonso, Ariel Ortega, Amadeo Carrizo) dieron todo por la camiseta, por ende es bueno tenerlos cerca.

-¿Cuánto pierde el club con la ausencia del “Pato” Sánchez?

Muchísimo. Es un jugador extraordinario e hicimos el esfuerzo para retenerlo, con una oferta importantísima, pero en el fútbol sudamericano cuesta bastante. Nosotros no sufrimos inconvenientes económicos, sin embargo ante una oportunidad gigante fue complicado competir.

-Ante las bajas ya confirmadas. ¿Qué espera de la temporada que se viene?

Lo mismo que pasó en 2015. Desde el día 10 nos instalamos aquí en Uruguay para hacer la pretemporada. Empezamos de cero, ahora tenemos que entrenar, ganar la Copa Libertadores y prestarle atención al torneo local.

-¿Repiten lo mismo del año pasado como una cábala?

Por qué no. Si nos fue tan bien, cómo no íbamos a volver.


@MathiRosello

No hay comentarios:

Publicar un comentario