miércoles, 6 de enero de 2016

Noche mágica

FOTO: Coria dejó las raquetas y se la jugó con la redonda.

Por octava vez, el Campus de Maldonado recibió a los cracks que ganaron todo durante su carrera y siguen más vigentes que nunca, como el caso del argentino Andrés D´Alessandro, quien junto a Enzo Francescoli se robaron las miradas y los aplausos en el tradicional partido de las estrellas.


La fiesta comenzó aproximadamente a la hora 19. Mientras los primeros espectadores se aseguraban un lugar en la tribuna, el puntapié inicial lo dio el fútbol femenino. La selección uruguaya de fútbol sala –vigente subcampeona sudamericana– ante un combinado fernandino.

Luego hubo espacio para los más chicos. La fundación Campeones, quien tiene como cara visible a Juan Munúa, padre de Gustavo, tuvo la oportunidad de pelotear por un ratito en una improvisada cancha y los gurises se divirtieron. Simultáneamente, hubo un espacio para el boxeo, de la mano del programa Knock-out a las Drogas, proyecto que es coordinado por Raúl Recoba y es apadrinado por Chris Namús.

Hasta que finalmente, la hora se estaba acercando. Aproximadamente a la hora 21, los famosos de la farándula local e internacional y deportistas abrieron cancha para que el público vaya haciendo una base de lo que iba a observar en el turno final.

Uno de los protagonistas fue el extenista Guillermo Coria. “Hubo que correr un poco. No fue fácil porque recién estoy saliendo de las vacaciones, pero cada tanto juego al fútbol en Argentina. Me gusta un montón”, destacó.

El argentino, que disfruta unos días de vacaciones en Uruguay, llegó al Estadio Burgueño Miguel con una remera de River, con una clara señal de homenaje a la organización del evento. “Además de jugar me pude dar el gusto de ver en cancha al Enzo. Es mi ídolo junto a Marcelo Salas, ambos me dieron muchísimas alegrías”, indicó el santafesino. “No me puedo comparar ni ahí con los dos. Mi pegada es un desastre”, añadió entre risas Coria.

FOTO: Fue "noticia" la presencia en la cancha
del nacido en Buenos Aires.

Las remeras de cada club fueron furor en los vestidores. En el caso de Guillermo Andino también se sintió jugador de su equipo. “Sin duda. Voy a fichar por Racing”, contó el histórico presentador de América Noticias. “Facundo Sava se puede quedar tranquilo porque, como es de la escuela de Diego Cocca, me va a encantar tratar bien la pelota”, señaló al respecto quien –al parecer– hoy se sumó a los entrenamientos en el Cilindro de Avellaneda.

Lo que tiene el juego de primera hora, es que puede aparecer algún invitado de un ámbito alejado del fútbol. Pedro Bordaberry esta vez dejó su despacho en el Palacio Legislativo y se puso los cortos. “Lo más difícil es entrar unos minutos. Estar en una sala de sesiones durante horas y horas es lo más sencillo del mundo, pero acá tenes que picar y picar, esa es la tarea del back”, reconoció el senador del Partido Colorado.

Finalmente, llegó el momento indicado. Saltaron al campo de juego los protagonistas de lujo, tanto los de este lado del río, como los del otro. Entre los argentinos, se destacó la presencia de un campeón del mundo en México 86, Carlos Daniel Tapia. “Cada vez cuesta más, estamos un poquito veteranos, pero es un placer compartir un rato al lado de tantos grandes que hicieron historia como Juan Ramón Carrasco, Ruben Paz, Enzo Francescoli, Alfredo De Los Santos, Javier Zeoli, Marcelo Saralegui y el resto de los muchachos”, expresó el exvolante de Boca Juniors y River Plate.

La gente se divirtió un montón. Y todavía la causa es maravillosa porque los chicos se merecen una ayuda del mundo del fútbol”, sentenció el ´Chino´.

Los reyes llegaron con muchos regalos en el este del país y se fueron con la promesa de traer varios más el próximo 5 de enero. Desde la organización del evento, confiaron que así será y que en breve iniciarán otra vez con los preparativos.


@MathiRosello

No hay comentarios:

Publicar un comentario