viernes, 11 de diciembre de 2015

El campeón de la solidaridad

FOTO: Segade y Pellejero son dos de las caras visibles
de la "Agrupación Richard Pellejero".

Cae la noche y el barrio disfruta del calor primaveral. Muchos gurises juegan en la puerta de sus casas, otros pelotean en la Plaza de los Inmigrantes y varios más se quedan escuchando música. En el “Arena 5”, lugar en el que Opinar fue recibido por Richard Pellejero y Yessica Segade, el movimiento parece ser habitual, pero algo intenso. Pese a esto, con la voz de mando que caracteriza al capitán, la entrevista se desarrolló en términos normales porque el silencio y la tranquilidad fueron constantes.


El Club Atlético Cerro está en boca de todos. Su campaña en el Torneo Apertura llevó a pensar que pudo haber sido campeón perfectamente, sin embargo algunos puntos perdidos llevaron al conjunto de la villa a no quedarse con el trofeo.

De todas maneras, gracias a su capitán Richard Pellejero, el barrio –más que el equipo– viene cargando con la responsabilidad de ser el mejor. ¿En qué rubro? La solidaridad.

-¿Este también es uno de los logros del año, más allá de que no recibe trofeos, ni medallas?

Obvio. A nivel futbolístico se está hablando mucho y eso nos deja contentos, porque es a lo que nos dedicamos, pero con respecto a la Agrupación también hemos tenido una linda repercusión. Empezamos con esta idea hace unos meses y sentimos mucha felicidad.

-¿Cómo se dio su acercamiento?

Antes de que regresara a la institución, empezamos a conversar porque se había corrido la bola sobre mi vuelta, y entonces unos días antes de la firma de mi contrato se reunieron conmigo los impulsores del proyecto, si bien los conocía quería interiorizarme un poco más, y en el primer encuentro no dudé en darle el nombre, sino en también sumarme.

-¿Qué labor realizan?

Somos un grupo de muchachos que simplemente le damos una mano a los más necesitados. Con lo mínimo, yendo a un colegio o a un jardín, nos ponemos felices, por eso buscamos que a medida que pase el tiempo se vaya agrandando un poco más esta cuestión y se le vaya dando la magnitud que merece.

-¿La idea es cortar con la imagen “brava” de la institución también?

Hace mucho tiempo estoy en el club y lamentablemente la imagen de la institución se asocia con la violencia, pero están estas cosas que son muy buenas. Por eso me gustaría que cuando se hable de Cerro no sea solamente de líos, incidentes, etc. Afortunadamente hemos logrado un montón de cosas, aunque somos conscientes de que este es uno de los barrios más carenciados, entonces a veces sale a la luz lo malo, por encima de lo bueno.

-¿Cómo llevan el día a día?

Nos reunimos una vez a la semana. No tenemos un día fijo porque los compromisos, profesionales y por estudio, están presentes. Ahí conversamos todo lo relacionado a los socios, los ingresos económicos, las movidas para los partidos (cuando jugamos en el Tróccoli vendemos llaveros, imanes, repartimos y esas cosas). Aparte tenemos los datos precisos de donaciones, como pasa con los ´Leoncitos de Flores´ a quienes les mandamos la leche y la chocolatada para que tengan su merienda todos los días, en el Jardín 292 del Casabó y la Escuela 152 lugar en los que obsequiamos juegos para el recreo de los niños y un pedido de libros para que acercaran materiales para llevar a un varios centros estudiantiles y para las divisiones formativas de Cerro.

-¿Lograron recibir un apoyo dirigencial?

Por ahora no hemos buscado, puntualmente, la ayuda de la directiva y a la institución porque: primero no lo necesitamos y segundo no vemos el por qué. Si en alguna oportunidad precisamos el estadio para un evento o buscar ciertos beneficios quizás lo haremos, pero ahora no es nuestro objetivo.

Los que no salen en la foto

Yessica Segade es una de las tantas personas involucradas con el proyecto que, en muchas oportunidades, por tener perfil bajo y no querer trascender no se enfrentan a flashes y micrófonos. Sin embargo, esta vez le cedió unos minutos a Opinar para explicar un poco más de la labor social que vienen desarrollando en la zona.

La idea apenas tiene cuatro meses. Empezamos de a poco, trabajando en la difusión partido a partido y por suerte las repercusiones fueron buenas, iban en aumento porque se veía que todo dinero que ingresaba a la agrupación se destinaba directamente a las colaboraciones”, reconoció esta hincha fanática del albiceleste que se sumó a la causa solidaria en cuestión.

Su función es difundir todo lo que suceda en torno a la agrupación en Facebook y Twitter. “Las redes nos sirvieron para encontrar apoyo desde el exterior. Varias personas desde España y Estados Unidos nos escriben porque se enteraron y quieren aportar su granito de arena. El impacto es genial y afortunadamente los videos, las imágenes, todo lo que tenga a Richard Pellejero en sí vende por lo que genera”, aseguró.

Lo principal es ir más allá del fútbol. Trascender fronteras. Esto no es algo exclusivamente vinculado al Club Atlético Cerro, es totalmente independiente, por eso nos vinculamos a causas del barrio y que sean más los que brinden su aporte mensual solidario”, agregó mientras recordó quienes están a la par de ella: “Puntualmente somos 15 miembros fijos. Las tareas se dividen además en la parte contable, los cobradores, entre otras”.

Llegando el calorcito, y el tiempo libre de los más chicos, este espacio ya tiene claro dónde estarán puestas las miradas. “De cara a fin de año, y proyectándonos a las vacaciones de verano, la idea es ir a más centros educativos, a los espacios CAIF y lugares de contexto crítico porque son los más afectados y que más necesitan ayuda, principalmente con el acercamiento de materiales para refacción, de estudio, recreativos y varios más. En eso nos enfocamos, todas las semanas pensamos en lugares diferentes porque todo el dinero que juntamos lo destinamos directamente para esto”, destacó por último Segade.

La persona, el jugador, el ídolo

FOTO: El capitán albiceleste en uno de los juegos
del Torneo Apertura 2015.

Pellejero comentó en diálogo con Opinar que su objetivo lograr más trascendencia que la que le brinda su trabajo. Al respecto contó: “Estoy más que agradecido al fútbol. Este deporte me dejó un montón de cosas, pero estoy recontra contento por mi familia y mis padres principalmente porque gracias a su enseñanza puedo mirar a los ojos a todo el mundo. Fui profesional en todos los clubes, por suerte cada vez que me fui dejé las puertas abiertas para volver”.

No tengo más que palabras de agradecimiento a estas personas que me fueron a buscar por esta movida, quedé loco de la vida con esta movida y si bien soy una persona reservada, que no le gusta ser relevante, muchas veces tengo que hacer las entrevistas, pero el resto de los muchachos son los verdaderos laburantes de esta causa. Más te digo, hay dos chicos Priscilla de 8 años y Franco de 13 años que laburan a la par de todos. Cuando veo su sonrisa y que disfrutan lo que hacen quedo más que satisfecho”, concluyó el volante central que nació, crió y vivió toda su vida en el Cerro.


@MathiRosello

1 comentario:

  1. EL BARRIO EN TODO SU SER ES EL MAS GRANDE DE TOSDOS ES EL QUE LA GENTE DE TODOS LOS BARRIOS NOS ADMIRAN ,,ES EL QUE TENDRIA QUE UNIRSE EN UN TOSO PARA SER EL CERRO DE LOS SUEÑOS REALIDADES....GRACIAS RICHARD Y EL EL GRUPO....POR LANZAR LA PRIMERA PIEDRA AL AGUA...CERRO CERROOOOO!!!!!

    ResponderEliminar