sábado, 11 de julio de 2015

Gerónimo Beato: “Es una linda revancha porque me quedé con sabor a poco”

FOTO: Archivo personal de Gerónimo Beato.

Vito Beato sumó a sus filas a su jugador favorito: Gerónimo Beato, más precisamente su hijo. El volante de 19 años, que puede cumplir la función de lateral por izquierda, habló con Opinar y habló de su carrera y el desafío de vestir la camiseta de Villa Teresa en el círculo de privilegio.


Estoy muy feliz por la oportunidad de retornar a un club, que sea en primera y por la chance de estar junto a mi padre”, manifestó el juvenil.

Pese a que la transferencia se confirmó la semana pasada, Beato trabajó con el plantel desde que el club está en Segunda División Profesional: “El grupo es como una familia, a muchos los conozco hace añares porque viví un montón de cosas con el club y lo que está por venir”.

Antes de recalar nuevamente en Uruguay, estuvo en el viejo continente, pero no tuvo suerte porque los problemas físicos le jugaron una mala pasada: “Afuera aprendí mucho, estuvo muy lindo y me sirvió para crecer como ser humano y jugador de fútbol. Uno va a tratar de aplicarlo a este grupo de jugadores excelentes”.

Estuve en Italia, entrené, jugué y por desgracia me lesioné. Estuve mucho tiempo parado y cuando terminó el contrato me fui. Me quedo con la experiencia porque tenía edad de cuarta y estaba en un plantel principal”, añadió. A su vez recordó que en Lugano (su anterior club) no pudo tener minutos: “En Suiza no llegué a tener minutos. Por h o por b pegué la vuelta y lo que hice fue esperar unos meses hasta ahora”.

Por último confesó que el próximo torneo, a nivel profesional: “Es una linda revancha porque me quedé con sabor a poco. Sinceramente la busqué siempre y no logré una continuidad por el tema de la lesión. Así que lo que más quiero es dejar bien parado al club y a estos chiquilines porque se lo merecen”.

@MathiRosello

No hay comentarios:

Publicar un comentario