sábado, 16 de mayo de 2015

Mauricio Larriera: “Va a haber un hermoso marco de público”


Defensor encaró el clásico con varias bajas, debido a la citación de varios de sus jugadores al Mundial sub 20, pero para su entrenador no es una preocupación. Opinar dialogó con Mauricio Larriera sobre el encuentro ante Danubio y se mostró convencido con que la localía debería jugar a su favor.


Vengo de afuera, no soy del riñón del club, y así como en Racing se tiene a Fénix como un clásico, siempre trato de tomar estos casos con muchísima seriedad y no desmerecer para quien lo considera en clásico o una final”, contó el exayudante técnico de Gerardo Pelusso.

Contamos con un ambiente de armonía y veo a los muchachos muy bien porque, realmente, disfrutamos todos los días de esta semana y nos encerramos en el Franzini”, añadió Larriera.

Quien trabajó en Racing el semestre pasado, elogió a su rival y anunció que se disputará un encuentro interesante: “La intensidad es un tema. Cuando nos enfrentamos a estos partidos también intentamos proponer y salir a buscar el resultado. Ante Nacional, en el comienzo del torneo, se vio algo así”.

Por su parte destacó que una de las similitudes es la cantidad y la calidad de los futbolistas jóvenes. “Nosotros también tenemos un equipo joven, más allá de que no tenemos a los sub 20, porque sus sustitutos no tienen más de 22, 23 años. A nosotros nos gusta el golpe por golpe al momento de estar en la cancha. Cuando los equipos nos esperan no nos gusta, pero sé que Danubio no va a hacer esto y habrá muchísima ida y vuelta”, señaló.

Mauricio Lemos, Mauro Arambarri, Jaime Báez, son algunos de los futbolistas convocados por la selección sub 20 y desde el comienzo de la semana pasada no los tuvo en cuenta para el cotejo ante los franjeados. “En primer lugar, cuando llegamos al club sabíamos que esto iba a pasar. Cuando (junto al cuerpo técnico) observamos a algunos muchachos, por ponerte un caso a Facundo Castro, en el Sudamericano nos sorprendió gratamente su nivel porque se hizo un trabajo de ingeniería muy fino”, reconoció.

Si me daban a elegir, entre tener a ellos o no para enfrentar a Danubio, hubiera dicho que no porque incluso lo charlé con varias personas y lo tenía más que decidido. Porque estos chicos no iban a estar con la cabeza en el encuentro ante tal posibilidad, de viajar a un Mundial. Ojalá que después de esa oportunidad, regresen potenciados como debería ser porque estos chiquilines son divinos y lo merecen”, añadió el entrenador de la viola.

Por último habló del fin de semana de clásicos y de que no miran de reojo lo que vaya a suceder mañana en el Estadio Centenario: “Desde hace un par de fechas, como perdimos puntos importantes, no miramos la tabla. Jugamos y la observamos el lunes. El clásico entre Peñarol y Nacional no nos influye, de hecho los futbolístas no tienen a ninguno como favorito, ni están atentos. Defensor tiene que ganar y esperar porque River y Sud América disputarán un encuentro destacado y ahí sí prestaremos muchísima atención porque las copas internacionales son un gran objetivo”.

Más allá de lo futbolistico, una de las claves es hacer pesar la localía. “Cuando yo tenía como rival a este club (Defensor), siempre nos hizo pesar a su estadio, su gente, etc. Va a haber un hermoso marco de público y la gente estará un poco más esperanzada, mucho más aún después de ganarle a River en la última fecha, aunque estoy convencido que hasta el momento no venimos rindiendo como a mi y a los hinchas nos gustaría”, manifestó.

 @MathiRosello

No hay comentarios:

Publicar un comentario