viernes, 22 de mayo de 2015

Jorge Calvi: “Acá no dejamos de formar, en la mayor no dejamos de mirar el resultado”


Los pasajes del cuerpo técnico para la Copa América ya fueron confirmados. Óscar Tabárez, Celso Otero, Mario Rebollo, José Herrera, Alberto Pan, entre otros ya habían hecho lugar en su pasaporte para agregarle un sello más. Pero, en los últimos días se confirmó la presencia de otro acompañante: Jorge Calvi (preparador físico de la sub 15).


Por suerte repito la experiencia de 2011. Debido a la ausencia de Sebastián Urrutia, quien viajó con la sub 20 al Mundial, me toca a mí esta vez”, le contó a Opinar el ayudante técnico de Alejandro Garay. “Espero que no sea solo por cábala, aunque la otra vez fuimos campeones, pero no pasa por ahí la cosa”, recordó sobre la vez que también viajó para participar del último campeonato continental, en el que Uruguay terminó alzando el trofeo.

El rol que tendrá Calvi es colaborar con Herrera ante determinadas situaciones y en los entrenamientos. “Los jugadores vienen con diferentes ritmos”, explicó el profe. “A la hora de nivelarlos es muy difícil para una persona llevar adelante todo el trabajo, por eso se trabaja en equipo”, agregó.

Luego de la actividad en el campo de juego, también deberá asumir un espacio importante. “Durante los entrenamientos en los que hay ejercicios diferenciados, el segundo profesor toma su protagonismo. Mientras unos realizan trabajos regenerativos, otros se ponen a punto pensando en el próximo partido”, manifestó.

Sin dejar de lado su felicidad aclaró que “la alegría es inmensa. Pero lo debo tomar con una responsabilidad enorme. Más allá de todo hay que dejar lo mejor de cada uno en lo que nos toque”.

El cuerpo técnico celeste comenzará a tener mayor actividad a partir de la próxima semana, más allá de que en esta ya comenzaron a moverse Guzmán Pereira y Cristian “Cebolla” Rodríguez. “El lunes empezarán a venir algunos jugadores, no todos, pero van a ir llegando de a poco. Incluso hasta en la semana próxima, así que no va a ser fácil”, indicó.

El poco tiempo de preparación no es una excusa, pero se puede hacer sentir. “Ese problema no solo lo tenemos nosotros, también lo padecen la mayoría de los países, incluso los que se candidatean a ser ganadores” “Indudablemente lo tomamos en cuenta y es lo más complicado después de una temporada intensa de fútbol”, confesó Calvi.

El oriundo de Las Piedras marcó una clara diferencia entre dirigir a chiquilines y profesionales consagrados. “Lo que cambia es la forma y la manera de decir una indicación. No es lo mismo trabajar con chiquilnes a los que se está informando e inculcando ciertas cosas que no tienen incorporadas que trabajar con profesionales como Edinson Cavani. Más allá de que cuando trabajé con los muchachos del plantel mayor se mostraron muy humildes y abiertos a la propuesta de trabajo. Esto, sin duda, los hace mucho más grandes como personas y futbolistas”, contó.

Incluso los objetivos son bien diferentes: “Acá no dejamos de formar, en la mayor no dejamos de mirar el resultado. Lo fundamental en la sub 15, por más que a todos nos guste ganar, es que los chiquilines noten un crecimiento y una experiencia que les sirva en sus carreras. Con los grandes no queda otra que ganar y ganar”, sentenció.

En buenas manos

A raíz del viaje a Chile, la selección uruguaya sub 15 tendrá –aprox. durante un mes– a un preparador físico que conoce el proceso desde adentro: Fernando Parola.

El ex Peñarol, Racing, entre otros equipos locales e internacionales, trabajó junto a Juan Verzeri en las selecciones sub 20 de 2011 y 2013 (con la que obtuvo un vicecampeonato mundial). “Es un profesional que tiene una carrera hecha en esto del fútbol. No tengo que decirle nada sobre los métodos, lo único que hablamos es sobre los lineamientos en los que venimos trabajando y en base a esto, él manejará su impronta (…) Una vez que yo retorne, seguirá siendo una persona de consulta”, reconoció Calvi.


@MathiRosello

No hay comentarios:

Publicar un comentario